Copywriting y ventas entre fotomontajes

Hace muchos años, en la Escuela de Arte, me chiflaba por los fotomontajes.⁣⁣⁣
⁣⁣⁣
Yo no sabía dibujar⁣

En clase de modelado hice una jarra de cerveza que equivoqué en medidas y salió un barril de la Cruzcampo.⁣

Y andaba tan mal en proporciones que pinté un cuadro en el que un grupo de hombres tenían espaldas de Schwarzenegger y cabezas como cerillas (y que aún conservo).⁣
⁣⁣⁣
Eso sí, en el momento fotomontajes acampaba a mis anchas porque era la nota más alta de la profesora más dura.⁣⁣⁣
⁣⁣⁣
20 años después cambio de profesión, pero mantengo mi afición por los fotomontajes, eso sí, ya no son lo que eran.⁣
⁣⁣⁣
Me gustan, pero van a su aire, como un rayo sin dirección, y así los utilizo como soporte a escribir para vender.⁣
⁣⁣⁣
Entonces me pregunto, ⁣⁣⁣
¿Por qué, ser de luz, te interesas sobre todo por los fotomontajes?😑⁣⁣⁣
⁣⁣⁣
¿Vamos a destiempo? ⁣⁣⁣
⁣⁣Pásame por encima camión de una vez.⁣⁣⁣
⁣⁣⁣
El programa: Adobe creative Cloud Express.⁣

Y es tan exprés que me permite hacer un fotomontajes en 10 minutos mientras tardo casi dos horas en escribir la newsletter con consejos que aprendo cada día sobre ventas.⁣⁣⁣

Me han preguntado a través de la suscripción como hago los fotomontajes, y por aquí te suscribes a la newsletter que yo te respondo así me preguntes la talla del bañador😜


⁣ ⁣⁣⁣
⁣⁣⁣⁣⁣
⁣⁣⁣
⁣⁣⁣
𝘗.𝘋.:En la lista se comienza a notar el parón veraniego, ese tan necesario y del que no hay que sentirse culpable para más adelante coger carrerilla.⁣⁣ ⁣
Esta newsletter no para, aunque lo mismo encuentras alguna que otro cambio de storytelling veraniego.⁣
⁣⁣⁣
⁣⁣⁣

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.